Test para evaluar Ataques de Pánico

El miedo y la ansiedad son reacciones normales que todos tenemos ante eventos estresantes que ocurren en nuestras vidas. Sin embargo, el trastorno de pánico es algo diferente. El trastorno de pánico es una afección grave que ataca sin razón ni motivos aparente, causando ataques repentinos de miedo y ansiedad, así como síntomas físicos como sudoración, temblores y aceleración del ritmo cardíaco.

Cuando una persona tiene un trastorno de pánico, estos ataques -llamados ataques de pánico o crisis de pánico- continúan ocurriendo sin previo aviso. Con el tiempo, la persona desarrolla un miedo constante a tener otro ataque, lo cual puede afectar su rutina diaria y su calidad de vida en general. El trastorno de pánico a menudo ocurre junto con otras afecciones graves, como depresión, alcoholismo o abuso de drogas.

Durante un ataque de pánico, la sensación de miedo es desproporcionada para la situación, que por lo general no es una situación amenazante o de riesgo. El ataque ocurre repentinamente y sin advertencia, y no se puede detener. Puede ocurrir en cualquier momento y lugar y generalmente no duran mucho tiempo, alcanzando su pico de intensidad a los 10 minutos de su inicio.

Cuáles son los síntomas de un ataque de pánico?

Los síntomas más frecuentes de un ataque de pánico incluyen:

  • Dificultad para respirar
  • Dolor cardíaco fuerte o dolor torácico
  • Sensación intensa de terror
  • Sensación de asfixia o falta de aire para respirar
  • Mareos y sensación de desmayo
  • Temblores y escalofríos
  • Sudoración en todo el cuerpo
  • Náuseas y dolor de estómago
  • Hormigueo o entumecimiento en los dedos de las manos y de los pies
  • Descontrol y miedo de morir

Más allá de los síntomas habituales de los ataques de pánico, un síntoma clave del trastorno de pánico es el temor persistente de tener futuras crisis o ataques. El miedo a estos ataques puede hacer que la persona evite lugares y situaciones donde ha ocurrido un ataque o donde cree que podría ocurrir un ataque.

Test de Ataques de Pánico

Los test de ataques de pánico son un recurso rápido y eficiente para detectar trastornos de pánico. Los tests psicológicos de este tipo nos ayudan a diferenciar si estamos ante una situación normal de ansiedad o si tenemos algún riesgo de padecer un trastorno de pánico y debemos prestarle más atención al asunto y recurrir a un profesional.

Es importante aclarar que estas pruebas están destinadas sólo a adultos y que de ningún modo son un diagnóstico profesional. Para un diagnóstico profesional debes consultar a un psicólogo o a un terapeuta autorizado.

El trastorno de pánico afecta entre el 2 y el 3 por ciento de la población adulta y es dos veces más común en las mujeres que en los hombres. Se manifiesta habitualmente durante la adolescencia tardía y el inicio de la edad adulta.

Por qué dan ataques de pánico?

Aunque la causa exacta del trastorno de pánico no se entiende completamente, los estudios han demostrado que una combinación de factores, incluyendo la biología y el estrés ambiental, podrían estar involucrados. Algunos de estos factores pueden ser:

  • Antecedentes familiares: Se ha demostrado que el trastorno de pánico es hereditario. Puede ser transmitido a algunas personas por uno o ambos padres, como el color del cabello o de los ojos.
  • Abuso de sustancias: El abuso de drogas y alcohol puede contribuir al trastorno de pánico.
  • Estrés: Los eventos estresantes y las transiciones importantes en la vida, como la graduación de la escuela o la muerte de un ser querido, pueden desencadenar un trastorno de pánico.
Subir